Seleccionar página

Ucrania mantiene ataques contra central nuclear

Fuser News

01/09/2022
Las agresiones de las fuerzas armadas ucranianas ocurren cuando una misión del OIEA se encuentra en la zona para verificar el estado de la central nuclear.

Enio Meleán

Un nuevo ataque del Ejército ucraniano a la ciudad de Energodar acabó con la vida de al menos tres civiles y agrava el riesgo de un accidente radiactivo, por cuanto esta urbe aloja la central nuclear de Zaporozhie, la más grande de Europa.

La agencia rusa de noticias Sputnik además reportó la captura de tres saboteadores ucranianos, dos de ellos en estado grave, que intentaron tomar el control de la planta nuclear, informó Vladímir Rógov, portavoz de la Administración de la región.

Las agresiones de las fuerzas armadas ucranianas ocurren en momentos en que una misión del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) se encuentra en la zona para verificar el estado de la central nuclear.

El Ministerio de Defensa ruso declaró que alrededor de las 6 de la mañana, 60 saboteadores ucranianos llegaron en barcos a Energodar y atacaron la central eléctrica. Además, confirmó que está preparado para garantizar la seguridad de los inspectores del OIEA, que evalúan el estado de la central nuclear de Zaporozhie, en el sureste de Ucrania, sometida de frecuentes ataques de Kiev desde principios de agosto.

«Pese a los intentos del régimen de Kiev de frustrar la llegada de los expertos del OIEA a la central nuclear de Zaporozhie, Rusia renueva su compromiso con la seguridad completa de la misión», señaló la institución castrense en un comunicado.

Rusia garantiza seguridad

También el canciller ruso, Serguéi Lavrov, afirmó que su gobierno hace todo lo posible para que la misión del OIEA pueda realizar su trabajo en la central nuclear en condiciones de seguridad. «Hacemos todo para que la central sea segura, funcione sin peligro y la misión lleve a cabo todos sus planes», aseveró.

Rusia confía que misión de la OIEA evitará catástrofe nuclear

 

Las fuerzas de Volodímir Zelenski intensificaron en los últimos días los ataques contra la central nuclear, que desde marzo es protegida por los militares de Rusia para impedir la sustracción de material radiactivo.

La misión de inspectores del OIEA llegó el 30 de agosto a la capital ucraniana pese al alto riego y el día 31 arribó a la ciudad de Zaporozhie, situada a unos 100 kilómetros de la planta nuclear.

Comparte este artículo

Síguenos en Google News

Sigue a Fuser en Google News

Quiero recibir las noticias