Seleccionar página

Somalia es azotada por la peor sequía en cuatro décadas y ya suma más de 400 muertos

Fuser News

08/06/2022
e El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) advirtió sobre una "explosión de muertes infantiles" en el Cuerno de África si el mundo no toma acciones inmediatamente y mantiene su mirada exclusivamente en el conflicto en Ucrania.

Aproximadamente 448 muertes por desnutrición se han reportado en Somalia en lo que va del año, en medio de la peor sequía registrada en 40 años en la región del Cuerno de África.

Sin embargo, como señala Associated Press, esta cifra preliminar podría ir en aumento, pues muchos habitantes del país africano fallecen sin que las autoridades lo sepan, pues un número importante de los fallecidos habitan en comunidades rurales lejanas y se quedan en el camino en busca de ayuda.

Adam Abdelmoula, coordinador humanitario de la ONU para Somalia, declaró a la prensa que “definitivamente miles” han muerto, aunque las estadísticas que lo respalden aún están por llegar.

Entretanto, el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) advirtió sobre una «explosión de muertes infantiles» en el Cuerno de África si el mundo no toma acciones inmediatamente y mantiene su mirada exclusivamente en el conflicto en Ucrania.

Panorama desolador

El envío de asistencia humanitaria ha sido afectado por crisis mundiales como la pandemia de Covid-19 y ahora la guerra de Rusia en Ucrania, con los precios del trigo y el aceite de cocina aumentando rápidamente, en algunos lugares en más del 100%.

Asimismo, producto de la sequía, se han perdido millones de cabezas de ganado que proporcionan leche, carne y riqueza a las familias, y hasta la alimentación suplementaria para tratar a personas desnutridas se está volviendo más cara y, en algunos lugares, podría agotarse.

La situación se ha agravado al punto de que, en el centro de tratamiento para personas con desnutrición extrema en la capital del país, se han duplicado las admisiones, con pacientes durmiendo en el piso mientras los niños son examinados cuidadosamente para detectar signos de recuperación.

Hambruna en cifras

De acuerdo a la Red de Acción contra el Hambre, durante el periodo enero –abril, al menos 30 personas han muerto en el centro y otras seis instalaciones, teniendo las tasas de admisión más altas a sus centros de tratamiento del hambre desde que comenzó a trabajar en Somalia en 1992, con un aumento del 55% en la cantidad de niños con desnutrición severa respecto del año pasado.

“Sabemos por experiencia que la mortalidad aumenta repentinamente cuando se dan todas las condiciones (desplazamiento, brotes de enfermedades, desnutrición), todo lo cual estamos viendo actualmente en Somalia”, dijo Biram Ndiaye, jefe de nutrición de Unicef Somalia.

Entretanto, las encuestas de mortalidad realizadas en partes de Somalia en diciembre y nuevamente en abril y mayo por la Unidad de Análisis de Nutrición y Seguridad Alimentaria de la ONU mostraron un «deterioro severo y rápido en un período de tiempo muy corto», cita AP.

Lo más alarmante fue la región de la Bahía en el sur, donde la mortalidad de adultos casi se triplicó, la mortalidad infantil se duplicó con creces y la tasa de desnutrición más grave se triplicó.

Las muertes y la desnutrición aguda han alcanzado «niveles atípicamente altos» en gran parte del sur y el centro de Somalia, y las admisiones de niños menores de 5 años con desnutrición aguda han aumentado más del 40% en comparación con el mismo período del año pasado, según la Red de Sistemas de Alerta Temprana de Hambruna.

 

Comparte este artículo

Síguenos en Google News

Sigue a Fuser en Google News

Quiero recibir las noticias