Seleccionar página

Revelan plan de censura global entre Reino Unido y EEUU. 

Fuser News

30/11/2023
La Liga de Inteligencia sobre Amenazas Cibernéticas fue creada en 2018 a raíz del Brexit y de la victoria de Donald Trump.

K. Jiménez

Documentos filtrados por la plataforma Substack revelan la creación de una amplia red de censura global por parte de personas influyentes de EE.UU. y el Reino Unido. 

El material fue publicado por los periodistas Michael Shellenberger, Alex Gutentag y Matt Taibbi, este último famoso por investigar los ‘Archivos de Twitter‘.

Los informes presentados por un denunciante «lo describen todo, desde la génesis de los programas modernos de censura digital hasta el papel de las agencias militares y de inteligencia, las asociaciones con organizaciones de la sociedad civil y los medios comerciales, y el uso de cuentas de títeres y otras técnicas ofensivas», citó el portal.

La Liga de Inteligencia sobre Amenazas Cibernéticas (CTIL en inglés) forma parte de las más de 100 agencias gubernamentales y organizaciones no gubernamentales que planean la censura a través de las redes sociales y «difundir propaganda sobre personas que no cuentan con aprobación» o temas concretos. 

¿Cuándo apareció la CTIL?

Surgió en 2019, cuando contratistas militares y de inteligencia de EE.UU. y el Reino Unido, liderados por la exinvestigadora de defensa británica Sara-Jayne ‘SJ’ Terp, «desarrollaron el amplio marco de censura». 

Estas personas codirigieron el CTIL, que se asoció con la Agencia de Seguridad de la Información y Ciberseguridad (CISA) del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) estadounidense en la primavera de 2020, revelan los documentos.

https://twitter.com/Kanthan2030/status/1729604337629114764?t=o36OatijEynjyXB32CdIHw&s=19

«En realidad, la construcción del Complejo Industrial de la Censura comenzó incluso antes, en 2018», señalan los autores del artículo, quienes se refieren con ese nombre «al nacimiento del sector de ‘antidesinformación«.

Ya en 2020 y 2021, las semillas sembradas por EE.UU. y el Reino Unido dieron sus frutos y se transformaron en «el enmascaramiento de la censura dentro de las instituciones de ciberseguridad y las agendas contra la desinformación para detener las narrativas desfavorables y no solo los hechos erróneos, según los investigadores. 

¿Censurar o influenciar?

El grupo aparentemente participó en «operaciones ofensivas para influir en la opinión pública, discutiendo formas de promover ‘contramensajes’, apropiarse de etiquetas o ‘hashtags’, diluir mensajes desfavorables, crear cuentas de ‘bots’ e infiltrarse en grupos privados que requieren invitación».

Los documentos sugieren que empleados del Gobierno eran precisamente «miembros comprometidos» del CTIL. «Una persona que trabajó para el DHS (Departamento de Seguridad Nacional de EE.UU.), Justin Frappier, fue extremadamente activo en el CTIL, participó en reuniones periódicas y dirigió capacitaciones», señala el texto.

Un denunciante señaló que el objetivo final del CTIL era pasar a formar parte del Gobierno. «En nuestras reuniones semanales, dejaron claro que estaban construyendo estas organizaciones dentro del Gobierno federal», indicó. 

Los informes presentaron además «una imagen clara de un esfuerzo altamente coordinado y sofisticado por parte de los Gobiernos de Estados Unidos y el Reino Unido» para extender ampliamente no solo la censura nacional, sino también intervenir en el extranjero.

 

Comparte este artículo

Síguenos en Google News

Sigue a Fuser en Google News

Quiero recibir las noticias