Seleccionar página

Presidenta de la Comisión Europea insiste en usar activos rusos congelados para armar a Ucrania

Fuser News

28/02/2024
La portavoz del Ministerio de Exteriores de Rusia, María Zajárova, subrayó la inutilidad de la ayuda financiera y militar que los países de Occidente prestan a Ucrania.

E. Meleán

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, planteó este miércoles ante el Parlamento Europeo “iniciar una conversación sobre el uso de los beneficios extraordinarios de los activos rusos congelados para comprar conjuntamente equipos militares para Ucrania».

La propuesta de la alta funcionaria, según explicó, busca propulsar la industria de defensa europea en los próximos cinco años e imponer un nuevo sistema de compras en el sector para modernizar las Fuerzas Armadas y “prepararlas para una posible guerra”.

Von der Leyen presionó a los países miembros del bloque a «actuar rápido» ante las amenazas a la «seguridad, prosperidad y modo de vida que se presentan en muchas formas”.

«El riesgo de guerra puede no ser inminente, pero no imposible. No se deben exagerar los riesgos de guerra, pero sí hay que prepararnos para ellos», instó la dirigente alemana.

En su visión belicista, la Presidenta de la Comisión Europea expuso la necesidad de impulsar el desarrollo y fabricación de la «nueva generación de capacidades operativas para ganar batallas» y conseguir la «suficiente cantidad de material y superioridad tecnológica» que se pueda necesitar en el futuro.

El Ejecutivo europeo presentará en las próximas semanas propuestas sobre la primera estrategia industrial europea de defensa, informó.

Ayuda militar inútil

La portavoz del Ministerio de Exteriores de Rusia, María Zajárova, subrayó la inutilidad de la ayuda financiera y militar que los países de Occidente prestan a Ucrania.

«Por mucho que se azote a un burro muerto, no servirá de nada. No se levantará y galopará», expresó este miércoles la vocera en rueda de prensa.

Zajárova sugirió a las naciones europeas que pregunten a sus gobiernos qué esperan obtener a cambio del régimen de Kiev, que —asegura— «ya no controla la situación en absoluto», ni en el campo de batalla ni en el espacio político, y que «nunca más obtendrá victorias ni siquiera visibles o ilusorias».

En 2022, la Unión Europea, Estados Unidos, Japón y Canadá congelaron unos 300.000 millones de dólares en activos del Banco Central ruso en respuesta al operativo militar iniciado por Moscú en Ucrania. Unos 200.000 millones se encuentran en Europa, principalmente en el depositario belga Euroclear.

El Kremlin alertó que, si se incautan ilegalmente los activos rusos, se afectará al sistema financiero global y que habrá consecuencias jurídicas y una respuesta recíproca de parte de Moscú, advirtió el portavoz, Dmitri Peskov.

Comparte este artículo

Síguenos en Google News

Sigue a Fuser en Google News

Quiero recibir las noticias

Utilizamos cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies